Las tiendas de cerámica y equipamiento denuncian un trato discriminatorio que dificulta sus reaperturas
  • Tras la orden ministerial publicada para la fase 1 de la desescalada Andimac pide para los almacenes el mismo criterio que para los concesionarios

La Asociación Nacional de Distribuidores de Cerámica y Materiales de Construcción (Andimac) denuncia un trato discriminatorio hacia las tiendas especializadas en, por ejemplo, cerámica y mobiliario; tras la orden ministerial publicada esta mañana por Sanidad de cara a la fase 1 de la desescalada.

En concreto, la patronal pide al Gobierno que aplique a las exposiciones especializadas en cerámica, baño y cocina el mismo criterio que a los concesionarios, que a partir del lunes podrán reabrir en aquellos territorios que hayan pasado de fase independientemente de sus superficies, pudiendo exceder los 400 metros cuadrados establecidos en órdenes publicadas con anterioridad.

Andimac defiende que las tiendas especializadas, al igual que los concesionarios, presentan unos formatos de venta en los que no son habituales los tránsitos de clientes, por lo que critica que en la limitación de las reaperturas no se han atendido las razones sanitarias.

La patronal reitera que los escenarios proyectados para el pequeño comercio no se ajustan a las necesidades de sectores comerciales clave, como las tiendas de cerámica, baños y cocinas, ya que por sus necesidades expositivas estas tiendas son significativamente más grandes. De hecho, el Código Técnico de la Edificación (CTE) regula en su documento de seguridad 2 metros cuadrados por cliente como tope de aforo para comercio general y 5 metros cuadrados para sus exposiciones.

Así, Andimac explica que las tiendas de cerámica ocupan espacios semejantes a las de vehículos, que requieren unos 800 metros cuadrados de media para poder funcionar y que tienen un promedio de 3 vendedores por tienda, lo que implica que si cada vendedor tiene un cliente, haya 6 personas en 800 metros cuadrados.
Además, la patronal sostiene que detrás de este comercio está una de las principales industrias españolas, la cerámica, cuyo superávit comercial superó en 2019 los 2.700 millones de euros; remarcando que el canal de cerámica, baño y cocinas incluye más de 15.000 pymes que, directa e indirectamente, dan empleo a unas 90.000 personas.

Según el secretario general de Andimac, Sebastián Molinero, “la cita previa es clave para nosotros, ya que los tiempos de trabajo con clientes se aproximan a la hora, lo que en la práctica provoca que por grande que sea la exposición la asistencia de público esté asociada a la capacidad de atención. No hablamos de tiendas multiservicio y autoservicio, sino de espacios especializados en los que la atención es puramente individualizada”.

Mas información:

Compartir con amigos: