Entradas

Pasar del alquiler a la propiedad de vivienda, el gran reto de los jóvenes

  • Como nativos digitales, las nuevas generaciones utilizan los portales de vivienda online a la hora de buscar inmuebles.
  • Tecnológicos, inconformistas, con bajas tasas de ahorro y más atraídos por las experiencias que por lo material. Así son los jóvenes que están cambiando el mercado inmobiliario.
  • Las zonas de la periferia y los barrios adyacentes de las grandes ciudades se presentan como zonas viables para inversión de viviendas de calidad a precios más asequibles que el centro.

Los jóvenes son el motor de la economía. Aquellos con edades comprendidas entre 25 y 35 años han entrado al mundo laboral con y tras la crisis de 2008, por lo cual, se han encontrado con muchos más obstáculos para ahorrar dinero y, en consecuencia, están más limitados a la hora de realizar inversiones inmobiliarias.

Según el censo del INE, en España son más de 5 millones de personas las que actualmente entran dentro de esta franja de edad y que presentan ciertas peculiaridades. Son nativos digitales, pues han crecido a la vez que el desarrollo tecnológico; son inconformistas y no tienen miedo a los cambios; prefieren invertir en experiencias que en bienes materiales y suelen tener tasas de ahorro muy bajas pues, entre otras cosas, siguen la filosofía “YOLO”, You Only Live Once, lo que se traduce en “solo se vive una vez”.

Ante este panorama y tomando en cuenta las características de la población joven, Vitrio, la plataforma que se está imponiendo entre los profesionales inmobiliarios como gestor integral de inmuebles, ha analizado las tendencias de comportamiento de este grupo nuevo en el mercado inmobiliario. Qué buscan, cómo lo buscan y cuánto están dispuestos a pagar por ello.

El extrarradio de las grandes ciudades atrae a los más jóvenes

Parte de esta población se ubica en las grandes ciudades del país por ser centros de alto desarrollo económico y por sus posibilidades de empleo y crecimiento profesional. Sin embargo, los elevados precios que presentan los inmuebles en estas urbes han hecho que este grupo de personas que buscan una primera propiedad para emanciparse o para formar una familia, se inclinen hacia las opciones más asequibles que ofrece el extrarradio, viviendas de mayor tamaño y obras nuevas en buen estado.

En el caso de Madrid capital, por ejemplo, el precio del suelo en el primer trimestre del 2019 se situó en 3.239,6€/m2, registrando una variación interanual del 10,8%, según el Ministerio de Fomento; lo que ha hecho que las viviendas en el centro puedan estar perdiendo atractivo frente a otros municipios periféricos o zonas adyacentes a la capital.

Más allá de las zonas donde buscan vivienda, otro de los aspectos que atraen la atención de esta nueva generación dependiente de las tecnologías es el aspecto “Smart” de las propiedades. Las viviendas inteligentes y equipadas con domótica podrían atraer más su atención pues cumplen con la necesidad de rapidez, inmediatez y agilidad de los jóvenes.

Las agencias inmobiliarias deben modernizarse ante el dominio online

Las tendencias de uso de Internet de los más jóvenes, que según Emarketer pasan más de 50 horas a la semana conectados, junto al auge de las Proptech están revolucionando el sector inmobiliario. Como nativos digitales, los jóvenes utilizan sus dispositivos electrónicos para buscar casas, tanto para alquiler como para compra, siendo el móvil el dispositivo que hoy en día genera más tráfico en la búsqueda de viviendas, gracias a las diversas apps disponibles para esta labor. Las plataformas inmobiliarias online les permiten explorar todas sus opciones desde la comodidad de su casa y contactar simplemente con aquellos propietarios o vendedores cuyas ofertas realmente les interesen.

Además, con las nuevas tecnologías de realidad virtual, como la que ofrece Vitrio, en muchos casos pueden ver exactamente cómo es la propiedad mediante un recorrido virtual sin tener que desplazarse a hacer una visita presencial de la vivienda, lo cual les facilita el proceso de búsqueda y les permite dedicar su tiempo a otras actividades de ocio.

Los jóvenes quieren rapidez en sus transacciones. En Internet la oferta es casi infinita, y es que con la constante actualización que permite esta herramienta, los que buscan una vivienda están expuestos a una gran cantidad de opciones. Ante esta amplia oferta, deberán filtrar cuáles son las opciones que realmente les interesan basándose en si cumplen con sus necesidades y el valor añadido y la facilidad de gestión que les ofrezcan.

Pagar el menor precio por la mejor opción disponible, ¿es posible?

Actualmente, los precios del alquiler están en constante aumento y no es sorpresa para nadie. Esta situación, junto con las facilidades hipotecarias que ofrecen los bancos actualmente, especialmente para jóvenes menores de 35 años, han hecho que algunos jóvenes, cansados de pagar alquiler y de las constantes subidas de precios en cada renovación, se decanten por la compra de viviendas, habiendo un 26,5% de aquellos entre 16 y 29 años en régimen de propiedad de vivienda, según datos de 2017 del INE. Sin embargo, con un salario de entre 16.000 y 20.000 euros al año, según la misma fuente, los jóvenes tienen cada vez más difícil el ahorrar para poder pagar la inicial de una propiedad y su consiguiente hipoteca.

Según datos del 2015 de Urban Institute, en el periodo de edades comprendido entre los 25 y 34 años, solo un 37% de los jóvenes de hoy en día poseen una vivienda, mientras que, de las generaciones anteriores, como los Baby Boomers o la Generación X, el porcentaje de propiedad de vivienda en ese periodo de edad era de 8 puntos más. Las preferencias de los más jóvenes por vivir en el centro de las grandes urbes, que son zonas más caras, es uno de los factores que influye en el retraso de este grupo de personas en dar el paso hacia la compra, según el informe.

Los jóvenes menores de 30 años destinan entre un 30% y 33% de sus sueldos al pago de la vivienda y gastos asociados, según indica un estudio de Habits Big Data. Ante este panorama, y frente a un mercado de altos precios, buscan opciones para vivir en el centro de la ciudad y en pisos en buenas condiciones a un precio asequible, ante lo que surge la solución de compartir piso. Con sus parejas, con amigos o incluso con desconocidos, el alquiler por habitaciones es cada vez más común y, para ello, han surgido diversas plataformas innovadoras que contribuyen a la economía colaborativa del sector inmobiliario, facilitando la conexión entre aquellos que buscan compañeros de piso y los que necesitan una habitación para vivir.

Los más afectados por las subidas del alquiler son los jóvenes de Cataluña, Madrid (9,3 €/m2.mes), País Vasco y Baleares (6,8 €/m2.mes), zonas que presentan rentas de alquiler más elevadas, según el “Observatorio de Vivienda y Suelo. Alquiler residencial 2018” del Ministerio de Fomento. Mientras que, por otro lado, las comunidades autónomas como Extremadura, Castilla La Mancha, Castilla y León y Galicia están entre las menores rentas de alquiler en España, con cifras medias iguales o inferiores a los 5€/m2.mes.

Badi analiza la tendencia de movilidad de los españoles y europeos

  • La mayoría de población que se muda a Barcelona o Madrid lo hace por motivos laborales
  • La edad media de los usuarios que buscan habitación en Madrid y Barcelona está comprendida entre 18-35 años, siendo un claro reflejo de que la práctica del co-living ya no es solo para estudiantes
  • La mayor parte de los usuarios alquilan las habitaciones por un periodo de tiempo superior a seis meses

El mundo, la sociedad y las formas de vida están cambiando de manera constante. En el contexto actual, la flexibilidad es un aspecto clave en ámbitos del día a día como el trabajo, la movilidad o la vivienda. Son muchos sociólogos los que definen la población actual como una sociedad líquida, adaptable a los cambios, abierta de mente, con ganas de saber y conocer. Las necesidades de cada individuo son diversas y por ello, el estilo de vida tiende a ser flexible.

Son muchos los estudios que aseguran que esta nueva forma de vivir es más satisfactoria, pues permite hacer y estar a cada uno dónde quiere cuándo quiere. Por ello, el co-living o flatsharing son dos soluciones alineadas con las necesidades actuales de la sociedad, pues permiten tener una vivienda en un sitio determinado sin perder la flexibilidad de poder moverte a otra parte cuando las necesidades cambien. Badi, la plataforma de alquiler de habitaciones de larga estancia, ha sido pionera en identificar esta tendencia, poniendo a disposición de la población las facilidades para encontrar vivienda en las grandes ciudades.

En España, Barcelona y Madrid son las urbes más cosmopolitas y con mayor población del país. No es de extrañar que españoles de otras ciudades decidan mudarse a vivir a la Ciudad Condal o a la capital para encontrar trabajo, estudiar o simplemente vivir nuevas experiencias cerca de su tierra natal. Badi, ha analizado el movimiento de sus usuarios a nivel nacional e internacional, comparando quiénes prefieren vivir en Barcelona y quiénes en Madrid.

¿Por cuál se decantan los valencianos, sevillanos y malagueños?

La plataforma ha analizado los movimientos de los valencianos, sevillanos y malagueños a la Ciudad Condal o a la capital apoyándose en sus datos internos. Como resultado de este análisis, podemos concluir que un 67% de los usuarios valencianos que buscan habitación en badi tienden a moverse a la ciudad catalana, debido a la similitud y cercanía geográfica de la región, pues ambas se ubican en el mar Mediterráneo.

Por el contrario, el 64% de los sevillanos que buscan habitación en piso compartido a través de la app tiende a moverse hacia Madrid, un hecho que nos permite determinar que la proximidad a la ciudad natal es un factor clave a la hora de mudarse por temas laborales. Así mismo, para los malagueños ambas ciudades son atractivas para mudarse a trabajar, pues el 49% se decantan por Barcelona y el 51% restante de los usuarios malagueños de badi opta por Madrid.

Movilidad en España

Barcelona, la TechCity que sigue atrayendo talento

Según datos de los usuarios internacionales de badi, Barcelona se posiciona por encima de Madrid a la hora de acoger expats que deciden mudarse a España por razones laborales, traduciéndose en más de 70% de solicitudes registradas en la app por parte de ciudadanos de Londres, París y Roma que escogen la Ciudad Condal antes que la capital.

Y es que Barcelona se está posicionando como la cuarta ciudad mundial más atractiva para conquistar talento, por detrás de Londres, Nueva York o Berlín, avanzando tres posiciones en solo cinco años, según un estudio elaborado por EAE Business School. Este hecho es un reflejo del Startup Hub Tecnológico europeo en el que se está convirtiendo la Ciudad Condal, además, hay otros factores que influyen, como la calidad de vida, el clima Mediterráneo, los menores costes de vida en comparación con otras capitales europeas pues, a pesar de tener la misma calidad de vida que Londres, Barcelona es un 41% más barata -según el ranking elaborado por Mercer (la consultora de recursos humanos más grande del mundo)-.

Además, la constante innovación que la ciudad está experimentando, refuerza el ecosistema digital y tecnológico que está avanzando a pasos agigantados, aspirando a ser el Silicon Valley del Mediterráneo. La capital catalana se está convirtiendo en el lugar de acogida de numerosos emprendedores internacionales y está considerada como un Hub esencial al reunir talento, inversión y experiencia.

Evolucionando hacia nuevas formas de convivir

Teniendo en cuenta los datos de los usuarios de badi, la plataforma líder de alquiler de habitaciones de larga estancia que permite a cualquier persona publicar, encontrar y reservar de forma segura habitaciones desde cualquier lugar del mundo, está siendo testigo de cómo la sociedad está evolucionando hacia un nuevo modelo de convivencia. Los usuarios que más tienden a buscar una habitación en Barcelona o Madrid lo hace por motivos laborables, pues representa un 81% de los usuarios de la plataforma, mientras que el 19% restante son los estudiantes. Estos resultados ponen de manifiesto que el hecho de compartir piso ha dejado de ser una cuestión de estudiantes, puesto que, en las grandes ciudades como Barcelona y Madrid, la población comprendida entre los 26 y 35 años son la franja de edad más activa en badi y son más flexibles a la hora de mudarse y buscar una nueva habitación.

En la actualidad, estamos percibiendo cómo las ciudades están creciendo a un ritmo frenético. Por un lado, las urbes experimentan la tendencia de la población de vivir en el centro, cuya consecuencia es la disminución de espacios disponibles, que da como resultado una urbanización masiva. Por otro lado, la sociedad ya no concibe la propiedad como una prioridad, sino que la economía colaborativa y el hecho de compartir bienes y servicios entre sí se está convirtiendo en una práctica cada vez más extendida. Además, vivimos en un ecosistema donde las fronteras se han ido eliminando y se ha dado paso a una mayor conectividad global, permite que cualquier persona pueda trabajar en oportunidades laborales a nivel global, fomentando la movilidad geográfica.

Spotahome nombra a Eduardo Garbayo nuevo director general para España

  • La startup española de PropTech confía en el directivo español para dirigir la división española de la compañía, tras la contratación de cuatro de los principales directivos de Nivel C durante los últimos 7 meses
  • Del mismo modo, también se han contratado directores generales para algunos de los mercados en los que está presente la compañía: Reino Unido, Francia, Italia, Alemania y Portugal

La startup española de alquiler de viviendas para estancias de media y larga duración, Spotahome, ha nombrado a Eduardo Garbayo como su nuevo director general en España con el objetivo de liderar el desarrollo del mercado nacional de la compañía. Eduardo llega procedente del BBVA, donde como Director de estrategia de la Unidad de Nuevos Negocios Digitales ha ayudado a BBVA a dirigir, crecer y maximizar el valor de su portfolio de start ups digitales.

Ingeniero industrial y MBA por el IE, Eduardo Garbayo ha estado dirigiendo diferentes proyectos digitales a lo largo de su trayectoria profesional. Además del BBVA, también ha sido director de estrategia, programas y procesos en Eagle Hills, una compañía de inversión y desarrollo inmobiliario con sede en Abu Dhabi, en la que Eduardo entró cuando aún era una startup y ayudó a crecer y consolidar su presencia en múltiples países. Previamente, trabajó durante 8 años en consultoría estratégica, principalmente en The Boston Consulting Group, donde lideró numerosos proyectos de estrategia, crecimiento y transformación de compañías tanto en Europa como en Oriente Medio.

Desde Spotahome voy a poder participar en la transformación del sector del alquiler de larga duración, en una startup que ya ha conseguido demostrar grandes resultados y un gran potencial en muy poco tiempo y con un equipo líder. La combinación del empuje, talento y experiencia de Alejandro y el equipo de fundadores con el nuevo equipo de ejecutivos que está formando la compañía es una receta para el éxito”, afirma Eduardo Garbayo, director general de Spotahome en España.

Garbayo se une a Spotahome con el objetivo de liderar la estrategia y ejecución del negocio y cuenta de resultados de Spotahome en España, posición desde la cual será responsable del crecimiento de propietarios, reservas e ingresos en España. De igual manera, se encargará de definir e implementar la estrategia de crecimiento, las necesidades de contratación y el plan operativo y de marketing.

La experiencia de Eduardo, no solo en España sino también a nivel internacional, trae un enfoque muy estratégico a nuestro modelo, del cuál se van a beneficiar tanto propietarios en España como los inquilinos que nos usen. Eduardo trae consigo grandes ideas para mejorar la experiencia de nuestros usuarios aportando cada día más valor en lo que hacemos. Estamos muy ilusionados por la cooperación de Eduardo y Cleo con vistas a contribuir positivamente al mercado inmobiliario y laboral de nuestro país”, señala Alejandro Artacho, CEO y co-fundador de Spotahome.

Spotahome también nombra nuevos directores generales para otros mercados

Spotahome está reinventando la forma en que el sector del alquiler de larga duración trabaja, midiendo la eficacia del mercado mediante los indicadores clave de rendimiento digital que giran en torno a la experiencia del cliente. Al igual que en España, la firma de PropTech ha anunciado el nombramiento de nuevos directores generales para algunos de los mercados en los que está presente, siendo estos Portugal, Reino Unido, Francia, Italia y Alemania.

Estos nombramientos son un paso más en la apuesta de Spotahome de consolidar un equipo líder, tras las incorporaciones de los últimos 7 meses en el equipo directivo de la ex directora de Operaciones de Uber EMEA Cleo Sham (COO), el ex ejecutivo de Amazon y SVP Hello Fresh, Balaji Nageswaran (CPO), el ex director de Búsquedas de Amazon, Ángel Azcárraga (CTO) y la ex vicepresidenta del área de Vacation Rental Marketing de TripAdvisor, Amanda Symonds (CGO). Del mismo modo, se unirán próximamente un responsable de Recursos Humanos (CHRO) y de Finanzas (CFO).

Además, cumpliendo los objetivos marcados por su última ronda de inversión y su plan de crecimiento, la firma de PropTech ha anunciado que prevé duplicar su plantilla durante el año 2019, entre otros, con la contratación de 200 ingenieros, demostrando su compromiso y ambición para transformar el mercado de los alquileres.

El precio medio de alquilar una habitación en España se sitúa entre los 250 y los 500€

  • Los precios son similares a los de hace dos años mientras que el tamaño de los pisos ha variado ya que cada vez se alquilan pisos más pequeños por habitaciones: de 4 o 5 habitaciones, que solía ser lo más común, ahora ya son desde tres
  • Los pisos compartidos son generalmente alquilados por gente joven por debajo de los 30 años, siendo en su mayoría estudiantes, jóvenes y expatriados
  • Uno de cada tres alquileres de habitaciones de larga duración se produce durante los meses de verano, con el objetivo de comenzar a vivir en septiembre

En los últimos años ha crecido exponencialmente el número de viviendas alquiladas por habitaciones, frente al alquiler del total de la propiedad, ya que es una modalidad que reporta más y mejores beneficios al arrendador. De hecho, según un análisis de Spotahome, alquilar una propiedad por habitaciones reporta un 17% más de ingresos que alquilarla al completo.

En estos momentos, el precio medio de alquilar una habitación se sitúa entre los 250 y los 500€, cifras similares a las de hace 2 años, que estaban entre los 200 y 550€. Sin embargo, destaca que los pisos que se alquilan por habitaciones son ahora más pequeños. En concreto, mientras hace dos años los pisos alquilados por habitaciones eran grandes, de 4 y 5 habitaciones, en estos momentos, hay un mayor número de pisos de 3 habitaciones, con un tamaño de unos 115m2.

En lo que respecta al tipo de público que prefiere alquilar por habitaciones, siguen siendo los más jóvenes, de en torno a 25 años, los que se decantan por esta modalidad, sobre todo, estudiantes, jóvenes y expatriados. De hecho, con respecto a los expatriados, destaca la gran cantidad de nacionalidades que alquilan pisos compartidos; desde franceses, italianos o alemanes, hasta norteamericanos y sudamericanos.

Con este perfil, no es de extrañar que el tiempo medio de alquiler se sitúe próximo al medio año, ya que un alto porcentaje de inquilinos de pisos compartidos son estudiantes Erasmus o de máster. De igual manera los barrios con mayor número de alquileres de este tipo son los más céntricos; Salamanca, Malasaña y Chamberí, en Madrid; Paseo de Gracia y La Barceloneta, en Barcelona; Ciutat Vella, el Eixample y Campanar, en Valencia. Por último, hay que destacar que los meses con mayor número de solicitudes de alquiler son los de verano, que concentran el 37% de los alquileres de habitaciones, con el objetivo de adelantarse y no quedarse sin sitio para el mes de septiembre, a la vuelta del verano.

El alquiler por habitaciones está al alza entre los propietarios gracias a ventajas clave como: recuperar la vivienda con mayor facilidad en caso de necesidad, una menor tasa de morosidad en este tipo de inquilinos que, generalmente, se ponen de acuerdo entre ellos para pagar el alquiler o dependen de sus progenitores, y la involucración de los propios inquilinos a la hora de encontrar sustituto cuando una habitación queda libre”, afirma Alejandro Artacho, CEO y cofundador de Spotahome.

La declaración de la Renta 2018 para propietarios e inquilinos

¿Qué debo saber si soy inquilino?

Si te has decidido a vivir en un piso de alquiler, debes saber que puedes deducirte parte de la renta en la declaración de la Renta. La mayoría de las comunidades autónomas cuenta con una deducción del alquiler en el IRPF para premiar, especialmente a los jóvenes, discapacitados o mayores con una determinada renta.

También hay una deducción estatal pero sólo para aquellos inquilinos que firmaron un contrato de arrendamiento antes del 1 de enero de 2015. En este caso la desgravación es del 10,05% de las cantidades pagadas, siempre que la base imponible del contribuyente sea inferior a 24.020 euros.

¿En Castilla y León?

Esta comunidad también cuenta con una deducción para inquilinos jóvenes menores de 36 años. En concreto, la desgravación es del 20%, con un límite de 459 euros al año. Puede llegar al 25% de las cantidades satisfechas con el límite de 612 euros, cuando la vivienda esté en un municipio de 10,000 habitantes o menos de 3.000 si dista menos de 30 km de la capital de la provincia.

El contribuyente debe sumar una base imponible y del ahorro que no sea superior a los 18.900 euros en tributación individual (31.500 euros en la conjunta), que puede consultarse en las casillas 0435 y 0460 de las páginas 13 y 14 de la declaración que se presenta en 2019. Como viene siendo costumbre, también será necesario aportar el NIF del arrendador en la casilla 1122. SI hay un segundo arrendador, su NIF debe constar en la casilla 1125.

Hacienda castiga a los propietarios de pisos turísticos sin la reducción del 60% por el alquiler

Hasta ahora los dueños de las viviendas destinadas al alquiler vacacional disfrutaban de la reducción del 60% por el alquiler en el IRPF. Sin embargo, Hacienda y el Tribunal Económico Administrativo Central (TEAC) han resuelto que este beneficio fiscal no se aplica a los alquileres de temporada, solo a los alquileres tradicionales por no ser la vivienda habitual de los inquilinos.

Los gastos de reparación y conservación para poner la vivienda en alquiler son deducibles

En muchas ocasiones, el arrendador debe reparar y mejorar el estado de la vivienda antes de ponerla en alquiler. La Ley del IRPF permite deducir en la Renta 2018 una serie de gastos de reparación y conservación, aunque todavía no se haya alquilado la casa.

Así tributa el alquiler vacacional

Al igual que en un alquiler de larga temporada, el propietario también se puede deducir los gastos de una vivienda turística. Se puede deducir los gastos de suministros de luz, agua, gas…, los intereses y demás gastos financieros derivados de la compraventa de la casa, los gastos de reparación y conservación del inmueble o las primas abonadas por contratos de seguro.

¿Qué hay que tener en cuenta a la hora de adquirir un local?

  • El comprador de este tipo de activos en España se corresponde con particulares que optan por inmuebles comerciales de tamaño medio.
  • Elementos como la ubicación, la tipología o las características de local influirán enormemente en el rendimiento económico que ofrezca el inmueble. El asesoramiento profesional es clave para acertar.

Al ser un mercado mucho más profesional que el de la vivienda, el asesoramiento por parte de expertos es clave, ya que elementos como la ubicación, la tipología o las características de local influirán enormemente en la rentabilidad. Para ayudar durante el proceso, exponemos las cuatro claves para acertar en la compra:

  • Pensar en la localización perfecta para el futuro inquilino. Algunos aspectos a considerar en cuanto a la localización de un inmueble: procurar estar cerca de paradas de autobús y metro, optar por la acera de la derecha en calles unidireccionales, alejarse de las vías de más de cuatro carriles, buscar la proximidad de centros ancla (con flujo de mucha gente) o evitar escaparates con el reflejo del sol en el poniente.
  • Libreta, metro y cámara para la visita. Es recomendable retratar y anotar todos los elementos del local durante la visita: medidas, estado de los sanitarios, cerramientos, instalación eléctrica, posibles ruidos… Cualquier problema que pueda surgir tras la compra deberá solucionarse adecuadamente si se quieren conseguir inquilinos interesados. Una vez tomada la decisión, también se recomienda revisar que los datos inscritos en el Registro de la Propiedad se adecúan a lo que se ha percibido en la visita, así como comprobar la titularidad y las cargas que puedan pesar sobre el local.
  • Confirmar con antelación la viabilidad del crédito hipotecario. Si se va a adquirir el local por préstamo hipotecario, es preciso tener en cuenta que será necesario aportar, como mínimo, el 30% del valor total del precio de compra (a parte del resto de gastos de operación), que el plazo de amortización será de entre 10 y 15 años como máximo y que el tipo de interés será más elevado. Por este motivo, se recomienda confirmar la viabilidad del crédito antes de la firma del contrato de arras.
  • Rendimiento de inversión. Antes adquirir cualquier local, es importante calcular la rentabilidad bruta, la rentabilidad neta y la rentabilidad ajustada a riesgo, es decir, la que valora la variación de precio o los periodos en los que el local podría no estar alquilado.

Un algoritmo señala el barrio de la Universidad como el mejor barrio para vivir de Madrid

  • Las condiciones urbanísticas más valoradas por los madrileños se concentran en el centro de la capital, según revela un experimento de aprendizaje automático (machine learning) en el que han participado 3.200 voluntarios a través de 70.000 respuestas.
  • Los participantes entrenaron al algoritmo seleccionando qué variables urbanísticas hacen de la ciudad un espacio más habitable. El experimento se lanzó en el marco de #Imperdible_03, el festival de la innovación de Cotec, al que asistieron cerca de 6.000 personas para experimentar las relaciones entre las ciudades y la innovación.
  • La calle ideal de la ciudad, según el experimento, debería reunir las siguientes condiciones: ubicada en el centro, alta densidad de habitantes y edificios, construcciones de 75 años de antigüedad en buen estado de conservación, además de disponibilidad de espacios de uso público y comerciales

El barrio de Universidad agrupa la mayoría de los criterios de habitabilidad más valorados por los ciudadanos madrileños. Es la conclusión de un experimento de aprendizaje automático (en inglés, machine learning) lanzado en el marco de #Imperdible_03, el festival de la innovación de Cotec. El festival, dedicado este año a explorar las relaciones entre las ciudades y la innovación, contó con la colaboración especial del Ayuntamiento de Madrid y recibió la asistencia de cerca de 6.000 personas en torno a 40 actividades y experiencias.

El experimento de aprendizaje automático, desarrollado por el estudio de urbanismo 300.000 km/s, contó con la participación de 3.200 ciudadanos, que proporcionaron más de 70.000 respuestas. A cada participante se le presentaba una secuencia de fotografías de la ciudad, ordenadas de dos en dos, y se le invitaba a seleccionar de cada pareja la imagen que mejor representaba su espacio ideal para habitar en la ciudad.

Las fotografías eran todas reales, tomadas en lugares difíciles de localizar y con mínimas diferencias entre una y otra, lo que mejoraba el entrenamiento del algoritmo (bautizado como Arturo en homenaje al urbanista madrileño Arturo Soria). De este modo, el dispositivo aprendió qué variables urbanísticas hacen de la ciudad un espacio más habitable para sus habitantes y, en función de este criterio, estableció un mapa de habitabilidad de Madrid (ver mapa de habitabilidad).

El territorio urbano comprendido entre las calles de Gran Vía, Fuencarral, Carranza, Alberto Aguilera y Princesa, cuyo núcleo central fue conocido históricamente como Barrio de Maravillas (y desde finales del siglo XX, como Malasaña, nombre de una de sus calles), concentra en mayor medida que ningún otro, seguido muy de cerca por el barrio de Sol, las características urbanas señaladas como sus preferidas por los participantes, lo que convierte a Universidad en el barrio más habitable de la capital para sus ciudadanos.

Los resultados extraídos por el algoritmo Arturo reflejan también que, a juicio de los participantes en el experimento, la calle ideal de Madrid debe reunir las siguientes condiciones: ubicarse en el centro; presentar una importante densidad de habitantes y construcciones; contar con edificios de alrededor de 75 años de antigüedad, pero en buen estado de conservación; además de disponer de espacios de uso público y comerciales.

El análisis refleja diferencias de criterio en función, por ejemplo, de la edad o el lugar de residencia de los participantes. Así, mientras que los menores de 40 años muestran con sus elecciones una mayor predisposición a vivir en la zona centro (Puerta del Sol y Carrera de San Jerónimo), los que superan esa edad se retratan como más propensos a alejarse del casco antiguo. Los participantes en el experimento que no residen en Madrid capital (más de la mitad de la muestra) muestran a su vez más inclinación a vivir en barrios del centro (Universidad y Embajadores) que los que residen en la ciudad, quienes se decantan por las condiciones que ofrecen las áreas de Recoletos y Castellana.

Los asistentes a la tercera edición de Los Imperdibles de Cotec tuvieron además la oportunidad de experimentar de primera mano la circulación con coches autónomos; conocer nuevas tecnologías aplicadas a la realidad virtual y los videojuegos; acercarse a nuevas soluciones de movilidad urbana y diferentes proyectos de naturación en la ciudad; observar nuevas formas de medir el impacto medio ambiental; participar en diferentes talleres de arte y salud urbana; así como asistir a numerosas actuaciones musicales y exhibiciones de actividades urbanas como el skateboarding, el breakdance o el BMX flatland.