Entradas

  • La patronal destaca que “tan imprudente es no medir debidamente los riesgos por defecto como por exceso”
  • Andimac advierte de que la abrupta retirada del crédito comercial puede resultar letal para la actividad constructiva.

El 63% de los distribuidores de materiales de construcción denuncian que las aseguradoras les han reducido de forma injustificada el riesgo de gran parte de sus carteras de clientes, según el último barómetro sobre el mercado elaborado por la patronal de la reforma, Andimac. En el que la organización también advierte de que estas abruptas retiradas del crédito comercial no se corresponden con la evolución de los impagos y de que pueden resultar letales para la actividad constructiva.

La patronal sostiene que la venta a crédito mueve los engranajes comerciales de la cadena de suministro de materiales de construcción y lamenta la retirada de ciertos operadores, puesto que las empresas, en general, disponen de liquidez a través de las líneas ICO. No obstante, comprende que el sector asegurador sea prudente y mida con más detalle los riesgos, y defiende medidas de apoyo de último recurso, ya que son operadores sistémicos con un riesgo vivo que representa más del 25% del PIB y que compiten con otras empresas europeas respaldadas, en sus países, por este tipo de apoyos gubernamentales.

Por otra parte, la patronal reprocha a las aseguradoras que ofrezcan de forma generalizada coberturas que exceden la ley de morosidad, 60 días, lo que dificulta su cumplimiento y debilita al conjunto de los operadores en momentos adversos del ciclo económico.

Hasta la fecha, la práctica totalidad de las compañías apunta a un crecimiento de los retrasos en los pagos inferior al 5%, y casi un 20% de las empresas admiten haber sufrido un incremento de la morosidad superior al 10%.

En este sentido, Andimac explica que cuanto mayor sea el plazo medio de cobro, más delicada resulta la situación en momentos críticos como el actual y más se complica el crecimiento del tamaño medio de las empresas, otra de las debilidades estructurales de la economía española.

Amenaza de concentración del mercado

Por ello, la patronal urge a poner en marcha el régimen sancionador que recoge la Ley de Refuerzo de la Lucha contra la Morosidad, máxime teniendo en cuenta que los retrasos en los pagos son utilizados por las grandes compañías en diferentes sectores, especialmente comerciales, para financiar su crecimiento a costa, en ocasiones, de la propia supervivencia de las pymes y los autónomos. Lo que además de tratarse de un modelo de competencia desleal puede dar pábulo a que el mercado se concentre en unos pocos operadores, generalmente multinacionales, y a debilitar el tejido productivo nacional, tanto por el lado de la producción como por el de la distribución.

Según el secretario general de Andimac, Sebastián Molinero, “el sector promotor y constructor está saneado, y el comprador final de viviendas tiene un perfil en términos de solvencia financiera y estabilidad laboral muy diferente al de 2007. Además, mientras que en la crisis anterior el sistema bancario realmente no ejercía de filtro ante el riesgo de los clientes a los que vendía una hipoteca, ahora los bancos analizan bien las operaciones. Por tanto, no puede tratarse al sector de la construcción en 2020 como en 2008. La prudencia debe dominar en situaciones de crisis, pero tan imprudente es no medir debidamente los riesgos por defecto como por exceso”.

 

Grupo ROCKWOOL, líder fabricante de aislamiento a base de lana de roca, ha presentado su “Informe de Sostenibilidad 2019”, donde se desvelan los hitos del último año en materia medioambiental y social

El sector de la edificación ha demostrado durante los últimos meses tener un papel clave en la economía y ser capaz de encabezar la reconstrucción del país hacia unas directivas verdes. En materia de recursos, rehabilitar edificios puede ser mucho más eficiente que construir de nuevos y, además, puede reducir la huella de dióxido de carbono de los materiales hasta en un 70%. Estas son algunas de las principales conclusiones del “Informe de Sostenibilidad 2019”, elaborado por ROCKWOOL, líder en la fabricación de productos y soluciones de aislamiento a base de lana de roca.

En el documento, la Compañía muestra los retos conseguidos relacionados con el medio ambiente y la sociedad y, además, plantea los desafíos futuros. “Estamos tomando medidas rápidas y de valor en favor de la transición ecológica y seguimos apostando por la eficiencia energética”, afirma Albert Grau, Public Affairs de ROCKWOOL Peninsular. En el informe destacan tres ideas para apostar por otro tipo de políticas: la sostenibilidad, la eficiencia energética como motor de recuperación económica y un futuro responsable.

La sostenibilidad como hoja de ruta

ROCKWOOL se ha comprometido con diez de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), marcados por las Naciones Unidas, relacionados con la energía, el clima, el agua, los desechos, la gestión de residuos y la seguridad. “Nuestros productos son sostenibles y eficientes, por lo que tienen un impacto mínimo. Una buena muestra de ello son los más de 1.200 millones de toneladas de CO2 que se ahorrarán a lo largo de toda su vida útil, gracias a la aplicación de las soluciones ROCKWOOL vendidas este 2019” explica Grau.

Además, la Compañía ha sido elegida como una de las 50 organizaciones líderes en sostenibilidad por la agencia de noticias alemana Bloomberg en 2019, por su trabajo en la lucha contra el cambio climático a través de la lana de roca.

Eficiencia energética como motor de la reactivación económica

ROCKWOOL Peninsular se ha sumado al manifiesto “Por una recuperación sostenible”, impulsada por diversas entidades públicas y privadas, para pedir a la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados políticas económicas y sociales alineadas con la sostenibilidad y biodiversidad.

Estas instituciones señalan que España es un país que reúne las condiciones idóneas para impulsar su economía y sociedad a través de directivas verdes, dado que existe un potencial desarrollo de las energías renovables, de la industria y de la eficiencia energética.

“Las soluciones de lana de roca de ROCKWOOL son eficientes, por lo que permiten disminuir el consumo de energía de los edificios. En 2019, los productos de aislamiento de ROCKWOOL vendidos supondrán un ahorro de 77.000 millones de euros en costes energéticos a lo largo de toda su vida útil”, declara Grau.

Comprometidos con un futuro responsable

La Compañía sigue comprometida con mejorar y optimizar su negocio hacia un futuro más responsable y eficiente. Por ello, para los próximos años, se ha marcado algunos objetivos como, por ejemplo, reducir en un 85% los residuos procedentes de sus operaciones que llevan a vertedero o disminuir la intensidad del carbono en la producción en un 20% antes de 2030, en comparación con 2015.

Seguimos comprometidos en hacer de las ciudades lugares seguros, sostenibles y eficientes. Las organizaciones debemos seguir trabajando al máximo para disminuir nuestro impacto y que este sea positivo” añade Grau.

  • Hospitales con construcciones flexibles, oficinas con “cámaras de trabajo”, viviendas más espaciosas y eficientes o restaurantes con acondicionamiento acústico interior, otras tendencias futuras.
  • La desinfección constante está obligando a la utilización de pinturas resistentes que eviten el deterioro de paredes y techos, y preserven el buen aspecto de las superficies.

La crisis del Covid-19 ha abierto un periodo de reflexión sobre las carencias que existen actualmente en las viviendas, o de cómo los espacios de uso laboral o público (restaurantes, hospitales, comercios, etc.) deberán adaptarse a los requerimientos de las instituciones sanitarias. Para ello, expertos del sector de la construcción, arquitectura o diseño de interiores han empezado a poner en valor la importancia de los espacios abiertos y flexibles, la buena orientación, la calidad de los materiales y productos de construcción, el confort interior o las nuevas tecnologías.

Organizaciones como el CSCAE (Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España) ya están ofreciendo a través de su Observatorio 2030, del que Sto también forma parte, su visión sobre cómo tienen que readaptarse las ciudades y los entornos para estar en línea con las nuevas formas de trabajar, relacionarse, comunicarse o desarrollar actividades. Todo ello, en aras de mejorar la vida de las personas y estar preparados frente a acontecimientos excepcionales como el Covid-19.

Sto, compañía alemana con sede en España especializada en la elaboración de materiales y soluciones constructivas, se une a esta reflexión y analiza las principales tendencias que marcarán el sector de la arquitectura, la construcción y el diseño interior a partir de ahora:

  • Las pinturas resistentes a técnicas de desinfección, más importantes que nunca. Las técnicas de desinfección son la vía principal para combatir los coronavirus. El problema es que dañan profundamente la superficie de paredes y techos, y acaba deteriorando su apariencia. Por ello, la solución está en el uso de pinturas resistentes en hospitales, restaurantes, residencias o comercios, que eviten el deterioro de superficies y paredes, y mantengan su buen aspecto.
  • Mayor preocupación por la eficiencia energética mediante la instalación de soluciones como el aislamiento térmico. Estos dos meses también han alterado el consumo energético del hogar. De hecho, la OCU ha advertido de que se ha producido un incremento del 28% en la factura, lo que ha ratificado el papel clave de un buen aislamiento térmico, la instalación de electrodomésticos de bajo consumo, soluciones inteligentes de ahorro de energía o aireadores de grifos y duchas… Quizá el Covid-19 sea el origen del repunte de la rehabilitación energética en la edificación existente.
  • El confort interior dará mayor importancia a estándares constructivos como el Passivhaus. Gracias al confinamiento, se ha potenciado la importancia de contar con espacios interiores saludables y confortables en cuanto a temperatura, humedad, concentraciones de CO2 y otros patógenos y contaminantes. Por este motivo, estándares de construcción como el Passivhaus, que utiliza altos niveles de aislamiento térmico, cuida su diseño y ejecución eliminando los puentes térmicos, de gran hermeticidad, con recuperación mecánica de calor gracias a la ventilación controlada y que incluyen carpinterías de altas prestaciones térmicas (triple acristalamiento, bajas transmitancias y correcta instalación), tomarán mayor protagonismo.
  • Oficinas: “cámaras de trabajo”. Dado que las medidas de distanciamiento y de higiene serán, a partir de ahora, fundamentales para prevenir futuros contagios, se está barajando la posibilidad de apostar por espacios de oficina que permitan un equilibrio entre la concentración aislada y la colaboración productiva y significativa. No obstante, debido a la proliferación del teletrabajo, muchas empresas también comenzarán a demandar espacios donde las zonas de reuniones tengan mayor prioridad que el establecimiento de puestos de trabajo individuales.
  • Hospitales con construcciones flexibles y elásticas. Hemos sido testigos de la viabilidad de construir en pocos días edificaciones para uso hospitalario. Esto ha creado un claro precedente y, a partir de ahora, la flexibilidad y la elasticidad será una de las máximas a la hora de crear emplazamientos sanitarios, con el objetivo de que los espacios puedan reaccionar adecuadamente y ser rápidamente transformados o ampliados.
  • Aislamiento acústico en viviendas y acondicionamiento acústico en locales abiertos al público. El problema del ruido como uno de los principales enemigos del confort interior ha quedado evidenciado durante los días de confinamiento. Solucionar este handicap pasará por un incremento de la instalación de sistemas de aislamiento acústico en el hogar, a fin de evitar la entrada de ruidos del exterior o de las viviendas colindantes. En espacios públicos como restaurantes o museos, también crecerá el interés por la instalación de soluciones de acondicionamiento acústico. Gracias a la instalación de elementos fonoabsorbentes se controlará la reverberación del sonido y se reducirá sustancialmente el nivel de ruido de los espacios así como la inteligibilidad de los mismos.
  • La tecnología al servicio de las medidas de higiene. Algunas de las medidas higiénicas que se han impuesto seguirán durante un tiempo, lo que se llevará por delante todos aquellos pomos, manillas o mecanismos de apertura que no permitan su uso automático. Esto favorecerá la proliferación de diferentes tipos de tecnologías o componentes que eviten el contacto con superficies (puertas automáticas, ascensores activados por voz, interruptores con manos libres…) y aquellas que permitan la autolimpieza regular.
  • Diseño interior centrado en la terapia del color y en la eliminación de contaminantes. Los meses de cuarentena en casa han demostrado la enorme importancia que tienen las viviendas para el estado anímico. Por ello, resurgirá la tendencia de buscar la serenidad en hogar a través de los tonos cálidos, marrones, verdes suaves o blancos, así como de conseguir una vivienda que inspire positividad y alegría a través de colores alegres en las telas y objetos. Por otro lado, habrá una corriente que se inclinará por la limpieza, de ahí que se apueste, así mismo, por el uso de textiles o complementos naturales, por ser hipoalergénicos y antibacterianos, y también por la aplicación de pinturas con capacidad para eliminar sustancias nocivas del ambiente.
  • Nuevas necesidades habitacionales a la hora de buscar un nuevo inmueble. De la noche a la mañana, las viviendas se han convertido en hogares, lugares de trabajo, colegios o zonas de ocio. Esto ha dado pie a que la sociedad se haya percatado de que vive en espacios poco flexibles y con ciertas carencias habitacionales. Por ello, todos aquellos que estén pensando en adquirir, construir o cambiar de inmueble, incorporarán ahora en su decisión criterios hasta ahora menos importantes, como la posibilidad de disponer de espacios exteriores (jardín, balcón, terraza, etc.), una buena orientación, mayor sensación de espacio y versatilidad, zona para trabajar
  • REBUILD busca los proyectos más disruptivos que apuestan por la transformación, industrialización e innovación en los nuevos materiales en el sector de la edificación
  •  La tercera edición del evento de innovación para los profesionales de la edificación, que se celebrará del 29 de septiembre al 1 de octubre en Barcelona, abordará retos tan candentes como la industrialización, la digitalización, la sostenibilidad y el diseño

 La crisis sanitaria actual ha provocado una situación sin precedentes. No solo a nivel sanitario, sino también en el sector de la construcción, poniendo sobre la mesa cuestiones como por qué no somos capaces de construir un hospital en 10 días o cómo la industrialización de la construcción puede acelerar los procesos de una obra. Cuestiones muy candentes hoy en día y que se debatirán en REBUILD 2020, el evento de innovación para el sector de la edificación que tendrá lugar del 29 de septiembre al 1 de octubre en Barcelona. La situación actual está obligando a muchos sectores a reinventarse, y por eso, más que nunca, REBUILD 2020 premiará la innovación en la edificación con los Advanced Architecture Awards 2020.

Los galardones reconocen el trabajo y liderazgo de aquellas empresas y profesionales que apuestan por la transformación, disrupción e innovación: desarrollo de nuevos materiales, productos o soluciones más eficientes, sistemas de edificación acordes con criterios de sostenibilidad, y procesos operativos que ayudan a la industrialización de la producción. “En la situación excepcional en la que nos encontramos, de confinamiento y de descubrir nuevas formas de trabajar desde casa, es un buen momento para que los profesionales de la edificación den a conocer sus proyectos más notables en los Advanced Architecture Awards 2020 y reciban, así, el reconocimiento por parte del sector”, señala Gema Traveria, directora de REBUILD.

Los premios están dirigidos a cualquier técnico, profesional, experto, académico, agente público, estudio de arquitectura, compañía de ingeniería o empresa del sector de la edificación que apueste por la innovación en cualquiera de los procesos que se producen a lo largo del ciclo de vida de una construcción, reforma o rehabilitación. Por ello, los Advanced Architecture Awards 2020 valoran cinco categorías principales:

  • Innovación de producto, material o sistema: el premio reconoce aquellas propuestas que aportan una mejora de competitividad, costes y nuevos formatos para un desarrollo sostenible, con especial atención a los proyectos que apuestan por la construcción circular.
  • Interiorismo y experiencia de usuario: el galardón premia la mejor creación y gestión de la experiencia de cliente, entendiendo ésta como un proceso interactivo, multidimensional entre una edificación en fase de proyecto, obra o rehabilitación y una persona-cliente-usuaria de este entorno.
  • Digitalización o apuesta tecnológica en la edificación: reconocimiento al proyecto y obra ejecutados con las últimas tecnologías que demuestren una evolución del sector tradicional de la construcción al sector de la construcción 4.0.
  • Sostenibilidad, descarbonización o mayor autogeneración de energía en un edificio: la categoría premia el proyecto de sostenibilidad, descarbonización o mayor autogeneración de energía en un edificio, cubriendo las áreas de climatización, agua, electricidad, uso de energías renovables y la reducción del consumo energético que ayuden a habituar al usuario a consumir lo mínimo, necesario e imprescindible.
  • Construcción industrializada: el premio reconoce el liderazgo en el sector de la construcción 4.0, entendida como la aplicación de los conceptos de construcción seca, rápida, precisa y económica.

La convocatoria para presentarse a los Advanced Architecture Awards 2020 estará abierta hasta el próximo 3 de julio de 2020. La pasada edición, en la cual participaron más de 170 proyectos y empresas, reconoció a compañías como TITAN, Aldes, BIM6D, Factor-ia e Instituto Provençana. Este año, los ganadores se darán a conocer el 30 de septiembre en el marco de REBUILD 2020. Las empresas que quieran inscribirse a los premios pueden hacerlo aquí.

La patronal Andimac destaca que la reforma y la rehabilitación representan más del 40% del valor de los materiales del conjunto de la construcción, un sector fundamental y con un enorme potencial tractor sobre la economía que contribuiría a su recuperación.

La asociación remarca la importancia de incentivar la demanda interna durante los próximos meses, teniendo en cuenta el desplome del turismo y como palanca a corto plazo de soporte económico y social, ante la Comisión para la Reconstrucción Económica y Social de España, el órgano en el que se deberá consensuar una estrategia con aportaciones de todas las fuerzas políticas frente a la crisis del coronavirus.

Además, insiste en que este segmento representa el 75% del valor de los materiales en edificación residencial -construcción nueva más reforma en edificios y viviendas-, según la última edición del Observatorio 360ª del Mercado de Materiales de Construcción en Edificación Residencial. Un informe, elaborado por Arthursen, del que también se desprende que en términos de actividad agregada, implica un valor de materiales que se corresponde con 95.000 viviendas nuevas en construcción, frente a 279.000 viviendas reformadas.

Andimac defiende que si la construcción aporta en torno al 10% del PIB, la mayoría de las actuaciones se corresponde con las que se realizan en viviendas y edificios ya habitados, y no tanto con las de los nuevos desarrollos urbanísticos. Es decir, que las actividades de reforma y la rehabilitación son cruciales para el conjunto de los actores que intervienen en la cadena industrial de materiales de construcción, una cadena que incrementa más de dos puntos el peso de la construcción en el PIB.

En este sentido, la patronal estima que las reformas movieron el año pasado en España unos 18.000 millones de euros, gracias fundamentalmente a la compraventa de viviendas y a la necesidad de adaptar y mejorar el parque. Sin embargo, desde Andimac advierten del peligro que supone que el parque de edificios envejezca a un ritmo del 1,8%, mientras la rehabilitación edificatoria afecta únicamente al 0,15% del mismo, en lo que llaman un “lento y peligroso proceso de obsolescencia”.

Por todo ello, la patronal pide a la futura Comisión para la Reconstrucción Económica y Social de España que ponga en marcha un Fondo de Garantías con líneas para comunidades de propietarios vía ICO que financien el 80% de las obras que impulsen la eficiencia energética, aseguren el acceso a las ayudas del Plan Estatal para la Rehabilitación y minimicen el riesgo que asumen los bancos al costear las reformas de las zonas comunes, lo que serviría para rejuvenecer el parque, evitar un deterioro de los ahorros de los hogares españoles y lograr un modelo de negocio más sano para el sector de la construcción.

De igual modo, Andimac asegura que recuperar la deducción en el IRPF por reformar la vivienda habitual beneficiaría a unos 270.000 contribuyentes, que podrían deducirse unos 100 millones de euros. Ese ahorro incrementaría el número de obras de mantenimiento y mejora, y tendría un mayor retorno para las arcas públicas vía IVA. También serviría para acabar con la competencia desleal y supondría un incentivo para aflorar unos 8.000 millones de euros de economía sumergida.

Otra medida de corte fiscal que podría tener un importante efecto en el sector de la reforma y, por ende, en el de la construcción sería la rebaja al 10% del IVA de los materiales para profesionales con el fin de conseguir que el IVA reducido realmente se aplique, evitar el enorme riesgo que va a representar la economía sumergida e incrementar los ingresos de la Administración.

Según el secretario general de Andimac, Sebastián Molinero, “urge reactivar las actividades de reforma y rehabilitación para mitigar el terrible daño que causará el parón en miles de empresas y centenares de miles de trabajadores. De hecho, en la práctica su bloqueo implicará eliminar de forma directa (construcción) e indirecta (toda la cadena de suministro e industrial) más de 6 puntos de PIB”.

 

  • Fundación Telefónica y CEOE ponen en marcha el programa “Profesionales 4.0” para impulsar la digitalización de los sectores productivos en España, contribuyendo así a la capacitación digital de los trabajadores de los distintos sectores productivos de España, a través de conocimientos transversales y competencias específicas de cada sector.
  • El sector de la construcción será el primero en poner en marcha el programa con el itinerario “Nanogrado Construcción 4.0”, de la mano de la Fundación Laboral de la Construcción, con el objetivo de capacitar en competencias digitales a sus trabajadores. Inscríbete aquí desde hoy: https://conectaempleo-formacion.fundaciontelefonica.com/con-ceoe-y-flc

 

 

La situación de emergencia que vive nuestra sociedad estos días ha puesto de manifiesto la necesidad de digitalización de los sectores productivos en nuestro país. Actualmente casi la mitad de la población española todavía carece de competencias digitales, lo que sin duda implica un elevado riesgo de exclusión en un contexto laboral incierto y cada vez más digital.

Conscientes de ello, Fundación Telefónica y la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) anunciaron en 2019 el acuerdo del programa “Profesionales 4.0” para impulsar la digitalización del sector productivo español. La iniciativa se enmarca en “Conecta Empleo”, el programa de formación digital de Fundación Telefónica que ofrece formación gratuita y de calidad para que las personas consigan una especialización en las profesiones digitales más demandadas, aprendan las competencias y habilidades digitales necesarias y puedan conectar a sus participantes con las empresas tecnológicas del país.

Construcción, un sector con un gran potencial de digitalización

El primer sector en desarrollar el programa formativo digital será el de la construcción. Fundación Telefónica y CEOE suman fuerzas y ponen en marcha conjuntamente con la entidad paritaria del sector, la Fundación Laboral de la Construcción, el itinerario on line para que sus trabajadores puedan formarse en las competencias digitales más demandadas.

El itinerario formativo “Nanogrado Construcción 4.0” consta de siete módulos flexibles y 220 horas de formación, con conocimientos transversales comunes a cualquier sector -marketing digital, analítica web o big data; uso eficiente del smartphone en gestión de proyectos y nuevos entornos y metodologías de trabajo en la industria 4.0-, y competencias específicas del sector -metodología Building Information Modeling (BIM), introducción al Big Data, Internet de las cosas (IoT) o los casos de éxito de digitalización en empresas de la construcción-.

El itinerario es gratuito y las inscripciones están abiertas desde hoy 23 de abril de 2020. Inscríbete aquí https://conectaempleo-formacion.fundaciontelefonica.com/con-ceoe-y-flc.

El sector de la construcción va sumándose a la digitalización, impulsado por factores como: un nuevo tipo de clientes con expectativas cambiantes, una renovada generación de profesionales, novedosas opciones tecnológicas o la puesta en marcha de grandes proyectos de infraestructuras a escala mundial. Según los datos del informe «Digitalización en el sector de la construcción: la revolución en marcha» de la consultora multinacional Oliver Wyman, la transformación digital de esta industria podría suponer hasta un 25% de ahorro en costes, ya que la información aportada ayudará a generar mejoras, ser más eficientes y optimizar recursos. Desde 2010, la industria de la construcción ha dado lugar a 1.200 startups, datos que marcan la tendencia hacia la digitalización del sector.

En palabras del director general de la Fundación Laboral de la Construcción, Enrique Corral Álvarez: “El sector de la construcción ya está en pleno proceso de digitalización, sobre todo por la llegada del nuevo concepto colaborativo de trabajo denominado Building Information Modeling, más conocido como BIM, que va a marcar y a revolucionar todo el sector, como ya lo está haciendo en otros países cercanos. Por este motivo es de mayor relevancia aún la puesta en marcha de esta iniciativa formativa para todo profesional que quiera estar al día en el sector de la construcción”.

En Fundación Telefónica llevamos años apostando por la formación digital como herramienta de transformación social, como vehículo para que nadie se quede atrás ante los nuevos retos de la digitalización que afecta a todos los sectores productivos de la economía. Con la puesta en marcha de esta formación, sumamos fuerzas con la CEOE y la Fundación Laboral de la Construcción, para dotar de las competencias digitales y transversales necesarias al sector de la construcción. Un objetivo común que permita la reconversión digital del sector y abra a los participantes del curso nuevas oportunidades profesionales” afirma Luis Miguel Olivas, director global de Empleabilidad e Innovación Educativa de Fundación Telefónica.

Según Juan Carlos Tejeda, director del departamento de Educación y Formación de CEOE: «Hoy más que nunca resulta imprescindible alinear la capacitación de las personas trabajadoras con las necesidades reales de las empresas en la sociedad digital, y en ese proceso de formación, las sinergias creadas gracias al acuerdo entre Fundación Telefónica y CEOE, al que se suma la Fundación Laboral de la Construcción en el caso del proyecto que presentamos hoy, van a actuar como un importante catalizador«.

  • Solo el 25% de las pymes encuentran profesionales especialistas en reformas de espacios
  • Desde Splacing, el Marketplace con proveedores de confianza para la realización de reformas en cualquier espacio laboral, han desarrollado el método Rubik, mediante parámetros y algoritmos, que permite conseguir el mejor profesional para realizar cada proyecto de reforma.
  • La plataforma, que prevé facturar este 2020 cerca de 350.000 euros, cerrará una ronda de inversión en los próximos meses.

El sector de la arquitectura y de las reformas a distancia, son una opción posible en esta época de cuarentena. Tanto es así, que la buildtech Splacing es un claro ejemplo de startup que ha sido capaz de adaptarse a este nuevo escenario, convirtiéndose hace ya unos meses en la primera plataforma B2B desarrollada por expertos de la arquitectura e ingeniería para pymes y profesionales.

Y es que, en estos tiempos de dureza empresarial, encontrar a profesionales especialistas en espacios que ofrezcan garantías es casi imposible. De hecho, según datos publicados y recogidos por la buildtech, solo el 25% de las pymes encuentran profesionales especialistas en reformas de espacios.

Si utilizamos el porcentaje inverso, es decir a un 75% de pymes, les cuesta encontrar un profesional o empresa adecuada para una intervención en su negocio. Efectivamente, toda reforma acaba siendo ejecutada pero el tiempo de búsqueda mediante los diferentes sistemas tradicionales, o bien canales online, acaban haciendo una búsqueda de perfil bajo de confianza dónde se ha empleado un enorme tiempo y el resultado final muchas veces acaba siendo una especie de “lotería” hasta ver el resulto final”, añade Jose Antonio Marta CEO de Splacing y con más de 16 años de experiencia en el sector.

Para hacer frente a esta situación, desde la plataforma han desarrollado el método Rubik, para ofrecer una solución y alternativa a ese “rompecabezas” que implica la búsqueda y captación de profesionales para la realización de una reforma o un proyecto.

Según explican desde el equipo de Splacing, decidieron crear esta técnica única que permite a las pymes encontrar al profesional más adecuado para que su reforma sea un éxito, además de poder hacerlo diez veces más rápido que si tuvieran que gestionarlo por su cuenta.

De este modo, nace el método que consta de tres fases:

  • Selección. Se lleva a cabo una exhaustiva selección de profesionales del sector para formar parte del sistema Splacing, teniendo en cuenta que cumplen los siguientes parámetros fundamentales, como nivel de facturación (para analizar la capacidad de la reforma y solvencia del profesional), dimensión del equipo de los profesionales (para confirmar que el proyecto cuente con los recursos necesarios) y la ubicación del profesional (para optimizar costes logísticos y ofrecer una respuesta más rápida).
  • Evaluación. Se evalúa a los profesionales, solicitándoles referencias de proyectos realizados para analizar la experiencia que han tenido con sus clientes. De esta manera, es posible garantizar el mejor resultado.
  • Especialización. En esta fase se procede a encasillar a estos profesionales con el servicio que han de desempeñar, teniendo en cuenta sus especialidades. Con la información que ofrece el cliente sobre el proyecto, la plataforma encuentra a los cuatro mejores profesionales que encajan con la especialidad de la reforma para poner en marcha el proyecto.

Gracias a este nuevo método, mediante parámetros y algoritmos, es posible conseguir el mejor profesional para cada reforma.

  • La Fundación Laboral de la Construcción, la entidad paritaria del sector, difunde
    estas medidas en una página web, para llegar a las empresas y trabajadores
    de la construcción

Con la finalización del plazo marcado por el Real Decreto-ley 10/2020, que estableció el permiso retribuido obligatorio para sus trabajadores, la próxima semana está previsto que puedan reanudarse los trabajos en las obras de construcción, concretamente desde el mismo lunes 13 de abril.

A petición del Gobierno, los agentes sociales del sector de la construcción -la patronal, la Confederación Nacional de la Construcción (CNC), y los sindicatos, CCOO de Construcción y Servicios, y la Federación de Industria, Construcción y Agro de la UGT (UGT-FICA)-, han acordado una Guía de actuación que tiene como objetivo establecer una serie de recomendaciones de aplicación de medidas preventivas en las obras de construcción por causa del Covid-19.

Ámbitos de aplicación de la Guía

La Guía es de aplicación en todos los centros de trabajo temporales o móviles, es decir, en las obras, y para todas las personas que actúen en los diferentes puestos de trabajo o en las instalaciones de dichos centros: trabajadores, subcontratas, autónomos, proveedores y cualquier otro tercero que acuda o se encuentre en dichas instalaciones.

El documento contempla medidas de refuerzo en la prevención de riesgos laborales, desde el desplazamiento de los trabajadores a las obras, hasta su salida. Se refiere, por ejemplo, a medidas de tipo organizativo, como pueden ser los accesos por turnos, la jornada continuada, las pausas y descansos, o el refuerzo de las medidas de higiene. Y, por otro lado, establece recomendaciones en cuanto a las medidas de protección personal de los trabajadores, como la distancia de seguridad, el uso generalizado de guantes o el de protecciones respiratorias en tareas que requieran que dos personas trabajen a menos de dos metros, de acuerdo con los procedimientos establecidos por el Ministerio de Sanidad.

La Guía ha sido publicada por la Fundación Laboral en su portal especializado en materia preventiva, Línea Prevención. En él ha habilitado una sección específica con diverso material gráfico -carteles e infografías- con las principales recomendaciones recogidas en la citada Guía, para que los trabajadores y empresas del sector se protejan y eviten los riesgos derivados del coronavirus.

Guía y material gráfico proporcionado por la Fundación Laboral de la Construcción: http://www.lineaprevencion.com/guiacovid19

Hoy conocemos una aplicación para el sector de la construcción con la que comenzar su transformación digital. Hablamos de Ogun App, una aplicación móvil pensada para que las empresas del sector. En concreto, dentro del amplio espectro de empresas que conforman este sector, esta aplicación está diseñada para que la usen principalmente aquellas empresas que ejecutan los proyectos tanto de nueva construcción, reformas como las instalaciones, siendo especialmente útil para las de tamaño medio, pequeño o para autónomos. Nuestra propuesta se basa en una herramienta de uso muy sencillo e intuitivo que mejora la coordinación, comunicación y gestión de la información durante todo el proceso de planificación y ejecución. La aplicación es actualmente gratuita aunque ya estamos trabajando en una versión premium para aquellas empresas que necesitan unas prestaciones más amplias.

El uso de Ogun App supone una serie de ventajas muy grandes con respecto a la forma tradicional de gestionar las obras. Su funcionamiento es colaborativo y pivota alrededor de cada uno de los proyectos que realiza un profesional de la construcción. La aplicación permite la creación de tantos proyectos como se deseen y gestionarlos de forma independiente, aunque coordinadamente. Para cada uno de los proyectos se crea el grupo de intervinientes -los que van a trabajar en el proyecto- permitiéndoles compartir elementos tales como el calendario de la obra, documentos y fotos del proyecto, así como un chat específico, de tal manera que la obra queda totalmente estructurada y actualizada entre todos los integrantes. Todo ello se gestiona desde el móvil, lo que permite estar en permanente contacto con la evolución de cada proyecto y las personas que lo conforman. Están ya  trabajando en la versión para ordenador que irá dirigida a aquellas personas que trabajan principalmente en este soporte, aunque será compatible el uso indistinto de los dos soportes.

Las principales ventajas de los usuarios de Ogun App son:

1- Mayor y mejor Coordinación

En las obras siempre suelen confluir varias personas de distintos perfiles los cuales realizan tareas diferentes, pero que necesitan estar coordinados. Para ello se utilizan herramientas tales como el Whatsapp, Gmail, Calendar, Drive etc… las cuales son muy útiles pero no están totalmente coordinadas entre ellas ni están pensadas para las necesidades específicas de las obras. Nuestra app ha fusionado todas estas funciones y ha añadido otras tales como el google maps, la gestión de fotos, documentos, la creación de tareas, incidencias, entregas de proveedores, checklists, etc. Todo ello adaptado a las necesidades específicas de una obra.

2- Comunicación específica.

Las herramientas gratuitas más comunes para comunicarse rápidamente (Whatsapp, Telegram,…) no permiten su clasificación por temas ni el asociarse a todas aquellas funcionalidades que comporta el gestionar una obra. Ogun app integra la función de chat y la adapta y extiende a cada obra y tarea de forma que la información de puede dirigir y gestionar de forma muy rápida y directa.

3- Organización.

Toda la información que se genera y gestiona a lo largo de la ejecución de la obra queda perfectamente clasificada, ordenada y archivada de forma que se puede consultar de forma rápida y en cualquier momento, incluso cuando la obra ya ha sido acabada.

4- Desarrollo digital

A medio plazo, Ogun está preparando el lanzamiento de nuevas funciones para la app que le permitirán desarrollar todo el potencial tecnológico que hoy en día permite la digitalización. Estas nuevas funcionalidades permitirán gestionar los trabajadores, la planificación y seguimiento de los trabajos, la compra de materiales o la integración con otras herramientas o plataformas complementarias.

  • Andimac asegura que el sector de la construcción debe ser un motor para el arranque de la recuperación económica
  • Lamenta que la cuantía de los avales sea insuficiente y propone mecanismos para garantizar los contratos ejecutados e impagados
  • La patronal estima que paralizar el mercado de la reforma dos meses provocará unas pérdidas de 3.000 millones de euro

La patronal de la reforma, Andimac, estima que la parálisis de este sector durante los dos meses que está previsto que se alargue el estado de alarma provocará unas pérdidas próximas a los 3.000 millones de euros en el ámbito de reforma y rehabilitación, después de la puesta en marcha del Real Decreto que obliga a detener la actividad constructora de acuerdo a las restricciones de movilidad para hacer frente a la crisis del coronavirus y frenar la propagación de los contagios.

La patronal sostiene que este segmento representa el 75% del valor de los materiales en edificación residencial -construcción nueva más reforma en edificios y viviendas- y más del 40% del sector en general. E indican que si bien es responsabilidad de todos luchar contra la crisis sanitaria, corresponde a la Administración velar por la Ley de Morosidad, cuyo incumplimiento implica una necesidad de liquidez para el sector de unos 7.000 millones de euros. En este sentido, Andimac señala que el cierre de actividad junto a los impagos de buena parte del material suministrado durante los últimos 90 días suponen cinco meses de pérdida de liquidez. Y advierte de que miles de empresas no podrán soportarlo debido fundamentalmente a su pequeño tamaño.

La patronal informa de que la caída de actividad en la construcción entre marzo y mayo rondará el 80%, de acuerdo con una encuesta de estimación realizada sobre 370 empresas. Y la reforma, alertan, será el segmento más afectado mientras dure el confinamiento.

Contra la morosidad

En este contexto, lamenta que la cuantía de los avales aprobados recientemente por el Gobierno y que arrancan hoy sea insuficiente para facilitar la liquidez de las empresas, sobre todo teniendo en cuenta el incumplimiento sistemático de la Ley de Morosidad que sufre, en especial, este sector de actividad.

Por ello, Andimac propone implementar procedimientos para garantizar los contratos suscritos y debidamente ejecutados y no cobrados por saltarse la Ley, así como habilitar líneas de liquidez que permitan adelantar el cobro de los compromisos comerciales formulados y satisfechos que, como mínimo, vulneran esta Ley.

Paralelamente, la patronal sugiere crear un fondo de garantía de documentación comercial para asumir los compromisos de pago que exceden la Ley de Morosidad a 15 de marzo y dentro de los vencimientos acordados por las partes en sus contratos comerciales.

Según el secretario general de Andimac, Sebastián Molinero, “hay que generar mecanismos de financiación europeos que salvaguarden las constantes vitales de pequeñas empresas y autónomos saneados y solventes. En España, más de 350.000 trabajadores son autónomos de la construcción y la reforma, en este momento técnicamente parada. Y es que la construcción debe ser el principal motor para el arranque de la recuperación económica de España”.